24.3.17

La ruta de la seda. Timelapse






Timelapses from the Silk Road from Chris Northey on Vimeo.

Hacia la derecha // To the right





The Shining / The Darjeeling Limited / Holy Motors / Inherent Vice / Jackie Brown / Juno / Drive Ex Machina / Delicatessen / American Psycho / 2046 / Rebel Without A Cause / Little Miss Sunshine
1984 / The Neon Demon / The Big Lebowski / Collateral / Donnie Darko / Bronson / Catch Me If You Can / Marie-Antoinette / It Follows / Lost River / Trainspotting / Still Alice / Cape Fever / Amelie Poulain /The Grand Budapest Hotel / Blue Is The Warmest Color / Nightcall / Only God Forgives / On the road / Boogie Nights / One Flew Over The Cuckoo’s Nest / Saint-Laurent
Reservoir Dogs / Wild Tales / O’ Brother, Where art Thou ? / Fight Club / Black Mass
Twelve Years A Slave / Memento / Hail, Caesar ! / Upstream Color / La La Land

AIR INK. Tinta hecha de contaminación





Vía: Nag on the lake

Museo de cosas bizarras en Londres






Web: THE VIKTOR WYND MUSEUM OF CURIOSITIES

Snow Removal with Caterpillar Tractors (circa 1926)



Vía: Nag on the lake

Nevar es esto



Vía: boing boing

23.3.17

¿Por qué la frase final de "El Castillo" de Kafka está a medias?


Kafka es considerado hoy día uno de los escritores más importantes de todos los tiempos, pero esto estuvo a punto de no ser así. En vida publicó dos colecciones de relatos, además de los que aparecieron publicados en revistas literarias de la época. Pero la mayoría de su trabajo fue publicado después de su muerte. Pero antes de que esto ocurriera, Kafka le había pedido a su íntimo amigo Max Brod que, en cuanto falleciera, se encargara de quemar todos sus manuscritos. Brod, consciente de la enorme calidad de sus textos, decidió ingnorar la petición apocalítica de su amigo, y "El Proceso", "El Castillo" y "America" fueron publicados póstumamente.

"El Castillo" es la última obra conocida del autor. Escrito con esa ansiedad existencial que le caracteriza, trata el tema recurrente a lo largo de su trabajo de la burocracia bizarra, la alienación y la culpa, con esa extraña fusión entre realismo y fantasía.

Front cover of the first edition of Kafka’s The Castle, 1926
La narrativa sigue a un protagonista llamado K. que se muda a un pequeño pueblo y trata desesperadamente de ponerse en contacto con las misteriosas autoridades que lo gobiernan desde un castillo fortificado. La novela se caracteriza por su ambiente sombrío y surrealista, desde donde Kafka refleja lo absurdo de la existencia.

Kafka comenzó a escribir esta novela en 1922, nada más llegar a la estación de montaña de Spindlermühle, que actualmente forma parte de la República Checa. En aquel momento ya estaba terriblemente enfermo de tuberculosis, pero había decidido terminar la novela en el transcurso de los próximos años.

No le dio tiempo.

Kafka murió de tuberculosis el 3 de junio de 1924, a los 40. Estuvo cerca de terminar "El Castillo", pero la frase final de la novela está a medias debido a su muerte prematura.

16.3.17

La dispersión. Hasta cuándo



Esas madres planchando ropa de cama para que su preso pueda oler a casa.

Esos críos que se saben los bares de carretera en 1000 kms como la palma de su mano.

Esos cacheos insoportables y gratuitos a ancianos. Esas cabinas sucias cuando las demás están relucientes.

Esos kilómetros insoportables e injustos que tienen que soportar madres, padres, hijos y abuelos, porque su familiar está a cientos y cientos de kilómetros de su casa.

Esas ausencias. Esos silencios. Esos presos enfermos que no reciben la asistencia médica que necesitan porque el Estado español y el sistema penitenciario se ensaña con ellos.

Este finde a ver a mi hermano a 700 km y el que viene a mi amigo a 1000km. Qué economía sostiene eso.

Qué es la dispersión. Quién la inventó. Quiénes la mantienen. Dónde quedan los DDHH.

Qué sueñan esos niños. Qué sueñan esos padres. Qué sueñan esos hermanos. Qué pesadillas tienen.

¿Cuánto duran 45 minutos?

¿Te atreves a llorar cuando le ves?

¿Ven la luna llena desde esa cárcel?

¿Cuál es el peor momento del día? ¿Y el mejor?

¿Por qué todas las personas que he conocido de la izquierda abertzale que tienen un ser cercano en la cárcel y por tanto viven un dramón, son las personas más positivas que he conocido? 

¿Necesitas la alegría para sobrevivir? ¿Y cómo lo conseguís?

¿Cómo se sobrevive al cacheo gratuito e innecesario de una madre?

¿Cómo se sobrevive a su mirada cuando tu hermano, que es su hijo, se aleja al otro lado del cristal?

¿Se acostumbra uno a los insultos?

¿Qué haces con la rabia?

¿Con qué ojos te llevas a tu sobrino de 10 a recorrer 700 kms para que vea a su padre durante unos minutos?

¿CÓMO COÑO SE HACE?

¿cómo se lleva un vis a vis, que se supone que es tu único momento privado con él, escuchando los comentarios de los carceleros?

¿Cómo se soporta todo esto?

¿Cómo consigues que no te tiemblen las manos después de 700km al tener en frente a la persona que quieres?

¿Cómo consigues que te salgan las palabras?

¿Cómo te mantienes en pie después?
¿Cómo consigues que tu cabeza soporte toda esta presión?

¿Cómo miras a un familiar preso enfermo sin romperte?

¿Cómo te mantienes en pie después de ver a tu madre salir de una cárcel a 800km de su casa?

¿Cómo? ¿Cómo? ¿Cómo?

¿Cómo convertís en una sonrisa lo insostenible?

¿Cómo soportáis estoicamente la visión de esa cárcel?

¿Cómo no perdéis los nervios delante de ese cristal, cuando él o ella se va, porque se han terminado los 45 minutos?

¿Cuántas veces soñais con el día de su liberación?

¿Qué soñáis? ¿Qué veis?

¿Qué trucos usais para poder seguir oliendo su olor tras un vis a vis?
¿Cuántas veces te has puesto el pijama para después llevárselo y que durmiera con tu olor?

¿Cuántas veces has intentado tocar su cara a través del cristal?

¿Cuántas noches sin dormir porque está en huelga de hambre?

¿Cuántas veces le has tenido que mentir al ver que su padre no pudo acudir?

¿Cómo aguantaste aquella vez sin gritar en el funeral de tu padre porque no le permitieron estar ni un solo segundo con las esposas?

¿Cómo le dices que estás preocupadísimo por lo delgado que está sin decírselo?

¿Cómo se aguanta todo esto?

¿Cómo se crece con una madre presa?

¿Y con un padre?

¿Cómo se respira sabiendo que tu hija, encarcelada, ha sido torturada, y ya tendría que estar en la calle porque ha cumplido su condena?

¿Como se sobrevive ante tanto sufrimiento?

¿Cómo se puede vivir cuando tu hijo enfermo, en la cárcel, sufre palizas sistemáticamente?

¿Cómo se le mira a los ojos a una hija a través de un cristal?

¿Qué coño hace tu hijo en una cárcel a 1000 kms de distancia?

¿Por qué cuando tú te das una hostia en el coche camino de una visita ni siquiera aparece en los medios?
¿Tu vida no vale nada?

¿Cuántas horas le dedicas a pensar en qué necesita, qué le puede gustar, qué puede disfrutar, porque no tiene nada?

Empezáis el viaje con muchísima ilusión. Todos tenéis mil cosas que contarle. Pero la vuelta es más jodida. Ya nadie habla.

Os habéis hecho tú y tu madre 800km para entrar a verle 45 minutos. Pero no os dejan entrar porque habéis llegado 3 minutos tarde.

Los 45 minutos que le dan sentido a tu vida apestan a desinfectante.

6.3.17

Las plantas de mi tía Carmen



Esta es mi tía Carmen. Ahora tiene 78 años y vive sola en una casa de protección oficial a las afueras de Madrid, en uno de esos barrios nuevos y grises que parece que nacen ya muertos, donde solo hay bloques de viviendas medio vacíos, farmacias y restaurantes japoneses. Su casa es pequeña, pero tiene una terraza grande cubierta de plantas trepadoras, con macetas de todos los tamaños y colores. En ella se pasa las horas regando y quitando las hojas secas.

Hace unos meses me llamó por teléfono. Estaba indignadísima. Había bajado al vivero que tiene cerca de su casa. Necesitaba ayuda porque una de sus plantas de margaritas no parece que vaya a salir adelante. Por lo visto, tardaron horas en atenderla, y cuando lo hicieron se la quitaron de encima rápidamente diciéndole que en la web disponen de un servicio de atención al cliente. Entonces me pidió que la enseñara "a usar internet", así que me fui a su casa esa tarde y estuvimos trasteando.

Unas semanas después, me llamó para pedirme que la acompañara a comprarse una cámara digital, porque la persona que lleva el chat de atención al cliente de la web del vivero le había dicho que sin ver las margaritas le resultaba muy complicado ayudarla, y le había pedido que le enviara alguna foto.

Pasó el tiempo, la planta de margaritas de mi tía consiguió sobrevivir, y la terraza cada vez estaba más frondosa.

El día de su cumpleaños, Carmen organizó una comida familiar en su casa, y allí acudimos todos los primos y un señor mayor encantador al que yo no había visto en mi vida, así que aproveché un momento en el que ella estaba sola en la cocina, para preguntarle quién era. "¿Carlos?, ¿no te lo he dicho? Es la persona que se encarga del chat del vivero, él es el servicio de atención al cliente." En realidad, según me contó mi tía después, Carlos es el antiguo dueño del vivero, que se jubiló hace ya más de 10 años, le pasó el negocio a sus hijos,  y él es quien se encarga de atender las consultas de la web desde su casa. Mi tía y él se han hecho íntimos amigos, y de vez en cuando hasta se van juntos de viaje, estos siempre relacionados con las plantas. De hecho, acaban de regresar de pasar un fin de semana viendo el espectáculo de los cerezos en flor, en el Valle del Jerte.

4.3.17

Instrucciones de vuelo




Queridos pasajeros, estamos llegando a nuestro destino final. En breves momentos vamos a aterrizar en ese lugar ideal en el que las cosas no paran de ocurrir, en el que se viaja continuamente hacia delante. Ya no hay marcha atrás. A continuación, pasamos a destruir su equipaje, porque no les va a hacer falta. Bienvenidos a lo que pueda ocurrir.

Entrada destacada

Las plantas de mi tía Carmen