memoria

Dice mi memoria que yo antes vivía en una casa grande, muy grande. Con muebles inmensos y una cama gigante. También dice que siempre hacía buen tiempo, que las calles estaban repletas de frondosos árboles, la gente era amable y las cosas muy fáciles. Que los veranos eran intensos, eternos y divertidos. Que mi familia era perfecta, unida, alegre. Que yo era feliz y aprobaba sin estudiar. Que me pasaba la vida en la calle o jugando con mis hermanos mayores. Yo personalmente no recuerdo así las cosas, pero no voy a empezar a discutir ahora con mi memoria.

Comentarios