Ir al contenido principal

Diario de ayer

Llueve. Pero no lo suficiente como para mojar nada. Sí lo suficiente como para que huela a otoño. Por fin. Ayer por la mañana estuve siguiendo las protestas del #15M por los alrededores del congreso a través de Twitter. Comenzaron sobre las 7 de la mañana. Ellos/nosotros por un lado, y el resto del mundo convertido en enemigo silenciador, censurador y opresor. Ante el ordenador, siento rabia. Tristeza. Pero, sobre todo, mucha decepción. A media mañana el Sr. Bono, disfrazado de Pedro J, con una corbata, peinado y traje de otra época, de otro planeta, de ese tan hortera y tan lejano al nuestro, confirma: "Se ha aprobado la reforma de la constitución". La única luz es la actuación de Gaspar Llamazares y su...  

“Me fui en espíritu y dejé mi cuerpo para vetar las transacciones”
El resto del día, una mezcla de represión en las calles, violencia policial, nervios... y para colmo, recibo la llamada de un amigo para el que iba a hacer un trabajo, lamentándose porque no me puede pagar. Mañana cumplo un año y dos meses en el paro. Y desde entonces trato, no siempre con éxito, de no mirar hacia dentro. De no pensar.  


(Foto de @cebotwit)


Sobre las 19,30, me visto de luto, cojo a la perra, me la llevo hacia Neptuno para sumarme a la protesta, pero el ambiente no es precisamente tranquilo, con lo que me vuelvo a casa a dejar al pobre animal. Leo en Twitter que la policía comienza a cargar, que hay un detenido. Veo fotos del padre tratando de discutir con unos maderos enfundados en un casco que les protege una cabeza absolutamente vacía, incapaces de razonar. Al ver los gestos de impotencia del hombre, me dan ganas de echarme a llorar. 


Pienso en el futuro. Cierro los balcones de mi casa. Apago el ordenador. Me meto en la cama a leer un libro, pero no consigo avanzar. 

Comentarios

Okok ha dicho que…
Es muy duro cuando sigues desde twitter lo que hacen tus compañeros.

La semana pasada volví al trabajo (hoy tengo día libre) y me pasé un momento por twitter a ver cómo iba la concentración contra cierto desahucio donde sabía que iban hermanos de lucha. Vi que habían herido a alguien, una ambulancia, poca info porque los twiteros allí presentes no conocían a mis compañeros.

Me metí en un grupo cerrado de FB donde estamos los compañeros y estaban nerviosos, no tenían el teléfono de nadie de los que se habían despalzado a ese pueblo, dos compas que deberían haber ido se volvieron a BCN porque no vieron a nadie. Dije que llamaría yo a C, pero que rápido porque estaba en el curro y no podía andar en FB...

Llamo y empieza el desastre. Voy tecleando con una mano mientras con la otra agarro el móvil. La persona herida en la cabeza y llevada al hospital es nuestro hermano P, un chaval muy pacífico pero que a menudo se despista y tenemos que esperarle porque se nos pierde en las acciones. Mientras lo escribo me llueven las preguntas en el chaat de FB, C no puede hablar porque está en asamblea dentro del ayuntamiento, yo estoy en el despacho con más gnte y un plazo de entrega duro... colgamos, vuelkvo a resumir todo en FB y pìdo que alguien se despalce al ayuntamiento de ese pueblo a ver qué está pasando...

Finalmente, P está bien, C y E fueron multados con excusas idiotas cuando iban a coger el tren de vuelta (manera de identificarles, y de paso joder la marrana) y la familia fue desahuciada.
almu ha dicho que…
Muchas gracias por compartir esto conmigo. Es realmente duro lo que cuentas, y muy triste lo que estamos viviendo. Gracias de nuevo y mucho ánimo.

Entradas populares de este blog

La dispersión. Hasta cuándo

Esas madres planchando ropa de cama para que su preso pueda oler a casa.

Esos críos que se saben los bares de carretera en 1000 kms como la palma de su mano.

Esos cacheos insoportables y gratuitos a ancianos. Esas cabinas sucias cuando las demás están relucientes.

Esos kilómetros insoportables e injustos que tienen que soportar madres, padres, hijos y abuelos, porque su familiar está a cientos y cientos de kilómetros de su casa.

Esas ausencias. Esos silencios. Esos presos enfermos que no reciben la asistencia médica que necesitan porque el Estado español y el sistema penitenciario se ensaña con ellos.

Este finde a ver a mi hermano a 700 km y el que viene a mi amigo a 1000km. Qué economía sostiene eso.

Qué es la dispersión. Quién la inventó. Quiénes la mantienen. Dónde quedan los DDHH.

Qué sueñan esos niños. Qué sueñan esos padres. Qué sueñan esos hermanos. Qué pesadillas tienen.

¿Cuánto duran 45 minutos?

¿Te atreves a llorar cuando le ves?

¿Ven la luna llena desde esa cárcel?

¿Cuál e…

A pelo

Siento un terrible desprecio por aquellos que se aferran a las frases hechas para rellenar espacios de silencio necesarios. El tiempo lo cura todo. No estás solo. Mañana será otro día. Ante todo mucha calma. Pues despierta y calla porque el tiempo no cura nada. Tu gente muere, las heridas duelen, la realidad te pudre y tú envejeces más mal que bien, igual que todos. Con el tiempo solo aprenderás a convivir con tus ausencias y tus miserias, pero no esperes que los días se conviertan en vendas o tiritas. O te ayudas tú, o te hundes. Agárrate fuerte mientras te follan a pelo. Porque sí. Porque estás solo. Sobre ti solo está el cielo. Despierta. Abre los ojos. Y si no tienes nada que decir, cállate.

Michelangelo’s handwritten 16th-Century grocery list