12.3.10

pasado

La primeva vez que vi una foto de mi padre de joven me pareció fatal. Me indignó ver a un chico sonriente, joven y guapo, posando muy contento con una chupa de aviador. Me pareción una intromisión por su parte eso de haber sido joven sin avisar. Una falta de delicadeza absoluta. Era como si se hubiera metido en mi planeta sin pedir permiso. Me pareció fatal.

29 Mayo 2003

No hay comentarios:

Entrada destacada

Las plantas de mi tía Carmen