20.4.15

...


El cristal que siempre me ha separado del mundo en que yo quiero vivir, hoy está lleno de huellas dactilares por ambas partes.

No hay comentarios:

Entrada destacada

Las plantas de mi tía Carmen